Abajo el centralismo

Una de las más importantes manifestaciones del centralismo es la concentración poblacional en la Capital, ello impide el desarrollo de la nación y absorbe la riqueza de las Regiones por tener concentrado todo el Poder en la Capital. Un Régimen centralizado domina todo el mecanismo administrativo, político, económico y  jurídico, está en condiciones de establecer los impuestos que quiera, de suprimir y crear cargos para deshacerse de sus contendores políticos, recortar los recursos económicos y favorecer a sus incondicionales.

EL PERÚ ES UNA REPÚBLICA UNITARIA O CENTRALISTA, NOSOTROS PLANTEAMOS UNA REPÚBLICA FEDERAL O DESCENTRALIZADA.

Los Centralistas argumentan desde 1821 que solo así se puede garantizar la Unidad del País, porque no existen en las Regiones los elementos necesarios para ser entidades Autónomas, así limitan el desarrollo de los Pueblos y pueden según la Constitución actual vender los RECURSOS NATURALES CONTRA LA VOLUNTAD DE SUS LEGÍTIMOS DUEÑOS. Prueba de ello es: El Presidente es Centralista, La Constitución igual, El Congreso es Centralista, El Presupuesto centralista.

Los Partidos Políticos son Centralistas, solo acuden a las Regiones durante la campaña Electoral a prometerles maravillas sabiendo que eso nunca cumplirá porque todo el PODER lo tienen ellos, es VITAL para EL PERÚ que cada pueblo, sea dueño de sus tierras, las administren y se beneficien de sus riquezas. Cada Región debe elaborar su propio Programa de SALUD Y EDUCACIÓN de acuerdo a su Realidad, sus Recursos Naturales, relación Oferta-Demanda, a las enfermedades propias del lugar y ellos mismos construir su propia infraestructura. Cada pueblo debe ser libre de trazar su destino.

SIEMPRE SEREMOS PERUANOS, NADA NI NADIE NOS PODRA DIVIDIR, ANDAREMOS JUNTOS BAJO LA SOMBRA DE NUESTRA BICOLOR NACIONAL, NOS AYUDAREMOS COMO HERMANOS, COMERCIALIZAREMOS COMO HERMANOS, Y NOS CUIDAREMOS Y PROTEGEREMOS SIEMPRE JUNTOS.

 

 

¡¡VIVA LA REPÙBLICA FEDERAL!!